Seleccionar página

Con el objetivo de cubrir todos los espacios de conversación y participación de temas relevantes para la industria minera, ayer la Federación Minera de Chile, representada por el dirigentes de Altonorte, Víctor Rodríguez, asistió a la invitación cursada por la subsecretaría del Minería, en la que se realizó una presentación relacionada a «Diálogos para el fortalecimiento de la capacidad de Fundición-Refiniería (FURE) en Chile», dirigida por el Subsecretario de Minería, Willy Kracht y realizada en el Edificio Bicentenario en Santiago.

En este seminario, también estuvieron presente el Subsecretario de Medio Ambiente, Maximiliano Proaño y el Académico de la Universidad Católica de Chile, Gustavo Lagos, en la que se planteó la situación actual de la producción del cobre y los niveles de exportación, tanto de cobre refinado, como también, de concentrados de cobre.

La tendencia es que si no se produce un quiebre en el aumento en la fundición de concentrado, las exportaciones en el futuro serán mayoritariamente de concentrados. Para revertir esta situación, el gobierno se plantea la creación, según sus análisis técnicos, a lo menos la construcción de dos o tres fundiciones nuevas, constituidas por tecnologías de última generación, de tal forma de crear una nueva imagen de este negocio, y demostrar que se puede tener una fundición con altos estándares de sustentabilidad, amigable con el medio ambiente y perfecta armonía con las comunidades interesadas.

Debido a la transición energética y la utilización de combustibles no contaminantes, se pronostica que la necesidad de cobre a nivel mundial aumentará en un 100% al 2040.

A su vez, se presentó un análisis de los costos de las fundiciones chilenas, los cuáles están en cinco de los casos, en total siete en el país, con costos que en estos momentos están situados en el cuarto cuantil, haciéndolas como un negocio no rentable. Solo dos están en un nivel competitivo considerando los costos a nivel mundial.

En cuanto a la normativa existente, se propone apurar la toma de decisiones, para de esta forma tener la certeza jurídica que los inversores necesitan, fundamentalmente se refirieron al DS N°28, que regula las emisiones, tanto de dióxido de azufre, como de arsénico y material particulado MP10, MP2,5.

De acuerdo a lo señalado por el titular de la Subsecretaria de Minería, el itinerario a seguir es, en lo meses de mayo y junio, se comenzará con las reuniones de las mesas de análisis, las cuales serán cuatro y estarán conformadas por todos los invitados a participar, para que de esta manera, en el mes de julio, presentar el proyecto al Congreso.

Por último, no está definida la participación de privados hasta el momento.

COMUNICACIONES FMC